Make your own free website on Tripod.com

Página principal...

Publicaciones...

Envía un mail...

La Siembra Automatizada de Mata Ratón (Gliricidia sepium)

por: Vicente E. Contreras R. Ing. Agr. M.S.

fecha: Enero, 1999.

Resumen
Summary
Créditos
Automatización Utilizando Semilla Sexual
Automatización de Semillas Vegetativas
Estacas Largas
Estacas Cortas

Resumen

La siembra es la práctica mas importante que limita la expansión racional del cultivo. La siembra de semilla sexual es factible utilizando sembradoras comerciales convencionales. Cultivando el Ecotipo Elite, en zonas con alturas inferiores a 150 metros sobre el nivel del mar (msnm) puede esperarse cosechar plantas de 2 metros de altura a los 90 días después de la siembra; a 450 msnm la misma altura se alcanza a los 180 días.
La propagación asexual o vegetativa a través de la automatización, se ha dirigido en dos sentidos: propagación de estacas largas, mayores de 40 cm y propagación de estacas cortas, estacas con longitudes iguales o menores de 20 cm.
En relación con la propagación de estacas largas, los mejores resultados se han obtenido con la semiautomatización de la siembra, disponiendo consecutivamente estacas largas de hasta 6 m de longitud y diámetros variables, en surcos hechos sobre terreno labrado a punto de siembra. La semiautomatización de siembra de estacas largas es costosa y presenta algunas desventajas. Las estacas largas de 40 a 50 cm de longitud tienen buena capacidad de germinación cuando tienen diámetros superiores a 2.5 cm.
La perspectiva de automatizar totalmente la siembra del material vegetativo ha permitido lograr avances en este método de propagación. La siembra automatizada se logró utilizando el prototipo de sembradora de yuca de la UCV, a través del empleo de estacas cortas de 10 cm de longitud. Esta siembra se realizó en la Hacienda Grano de Oro, ubicada en San Joaquín de Navay, Edo. Táchira, el 3 de diciembre de 1998. La utilización de este prototipo presentó la limitación inicial de restringir la siembra de estacas de 10 cm con diámetros inferiores a 5.8 cm; dimensiones inferiores a lo idealmente recomendado.
Con la siembra demostrativa de 1 hectárea se establecieron parámetros para un rediseño del prototipo de la sembradora, con lo cual se ajusten los diámetros de estacas recomendados, la densidad de siembra en lo referente al espaciado entre plantas, lograr la siembra con labranza mínima y tapar la semilla automáticamente. Las estimaciones para el establecimiento de una hectárea prevén los requerimientos de unos 6.000 kg de estacas repicadas para obtener una densidad cercana a las 40.000 plantas, el empleo de 6 personas para la recolección, acarreo y repicado de las estacas, y al momento de la siembra, 4 horas de labor útil de 4 personas.

volver al inicio


Summary

Sowing is the most important practice that limits the rational expansion of the cultivation. The sowing of sexual seed is feasible utilizing conventional commercial sowing machines. Cultivating the Elite ecotype, in areas with heights below 150 meters above the sea level (masl) you could expect to harvest plants of 2 meter high, 90 days after planting. If planted about 450 masl the achievement of the same height could be expected after 180 days.
Automated asexual propagation has been directed in two ways: first, the propagation of long stakes, with lengths over 40 cm, and secondly the propagation of short stakes, with lengths below 20 cm.
Regarding to the propagation of long stakes, the best results have been obtained by the semi automation of the sowing, through the arrangement of the stakes in a consecutive manner, in furrows done over the plowed field. This stakes can reach about 6 m of longitude and can also have variable diameters. The semi automation of the sowing of long stakes is expensive among other disadvantages. The long stakes of 40 to 50 cm of longitude have a good capacity of germination when they have diameters over 2.5 cm.
The idea of having a totally automated sowing of the vegetative material has allowed the achievement of great advances in this method of propagation. The automated sowing was achieved for the first time using a prototype of mandioca sowing machine developed in the Universidad Central de Venezuela (Central University of Venezuela), through the employment of short stakes of 10 cm of longitude. This planting was done at Grano de Oro farm, located in San Joaquin de Navay, Táchira state, at December third, 1998. The usage of this prototype had several initial limitations because it restricted the sowing of 10 cm stakes with diameters below 5.8 cm; dimension smaller than the ideally recommended.
New parameters were established for the redesign of the automated sowing machine after the demonstrative sowing of 1 hectare. These parameters are based on the recommended diameters of the stakes, the density of plant sowing, none tillage, and automated covering of the seeds.
The estimates for the establishment of an hectare foresee the requirement of some 6.000 kg of cut stakes in order to obtain a density near to 40.000 plants. Also the employment of 6 people for the gathering, transporting and cutting of the stakes, and 4 more people working for a period of 4 hours during the moment of the sowing.

volver al inicio


Créditos

Es justo reconocer y agradecer a todos los que de una u otra forma han colaborado para obtener los resultados y avances en la automatización de la siembra del mata ratón, especial mención a los productores: Jesús Alberto Román Pernía, Marino Moreno, a la Familia Vargas en nombre de Don Pedro, Gonzalo y Gustavo, Dixon Briceño, Leubardo Mora, Familia Luna, Sr. Uzcátegui, Guillermo Osorio, Arturo Branger, César Méndez; a las Asociaciones de Productores: Asociación de Ganaderos del Municipio Panamericano (AGANAPA), Asociación Ganaderos de la Zona Norte (ASOGANOR), Asociación de Ganaderos del Sur Oeste Andino (AGASOA), Asociación de Ganaderos del Municipio Libertador (ASOGALIB), Unión de Productores de Castellón (UPROCA); a las Empresas Privadas: Fondo Lechero C. A. (FONLECHE C.A.), Pasteurizadora Táchira C.A. (PASTCA), Empresa Nacional de Siembra Directa (EMSIDIRCA), a las Instituciones: Gerencia de Investigación del FONAIAP, Centro de Investigaciones Agropecuarias Táchira (CIAE Táchira - FONAIAP), Centro de Investigaciones Agropecuarias Mérida (CIAE - Mérida - FONAIAP), Gobernación del Estado Táchira, Universidad del Zulia (LUZ), Universidad Central de Venezuela (UCV), Instituto Universitario de Tecnología Región los Andes (IUT); a los profesionales y técnicos: Jairo Márquez, Danilo Camacho, Jesús Avendaño, Adriana Moya, Fernando Acebedo; Angel Centeno, Gerson Morantes, Freddy Gil, Iván Gil, Rafael González, Eligio Contreras, Remigio Vívas, Luís Roso, Angelo Rosciano, a los pasantes: Rosa Urribarrí, Darisol Luna, Jhonatan Pineda, Tulio Ramírez, Isabel Osteicoechea, a los Estudiantes de la Cátedra de Estadística Aplicada, Ciencias Agropecuarias del IUT Extensión Zona Norte, 1ro y 2do Semestre año 1998.

volver al inicio


Introducción

El mejoramiento agronómico de leguminosas forrajeras arbóreas que presentan potencial sobresaliente, es uno de los principales componentes para la aceptación por parte de los productores, de estas fuentes alternas de alimentación.
En el caso específico de la alimentación de bovinos, no basta disponer de materiales genéticamente superiores si paralelamente no se consideran prácticas que faciliten la siembra en densidades optimas, que se consideren las labores culturales normales en cualquier cultivo, tales como: fertilización, manejo integrado de plagas, enfermedades y malezas, se prevean elementos facilitadores de la cosecha, acarreo y preparación de las raciones de suministro, entre otras.
La siembra es la práctica mas importante que limita la expansión racional del cultivo. Para realizar la siembra se tienen que considerar elementos agronómicos básicos tales como: abaratar los costos, disminuir los tiempos de labor, esfuerzo y requerimiento de mano de obra, esto último es particularmente importante en los agrosistemas ganaderos donde la misma es relativamente escasa y en épocas propicias para su realización compite con otras labores propias de la ganadería. El Mata Ratón (Gliricidia sepium) es una de estas leguminosas forrajeras con excelente potencial en la que se han venido mejorando los planteamientos de siembra.
Actualmente se cuenta con esquemas automatizados de siembra, comercialmente factibles de aplicar, para propagar y expandir el cultivo por dos vías: sexual y asexual. La propagación sexual que representa un método cercano al ideal de instalar las densidades adecuadas y sitúa al mata ratón como otro cultivo al que se le pueden realizar las prácticas culturales normales, tiene la limitación actual de carecer de fuentes semilleras que ofrezcan la cantidad y la calidad semillas de ecotipos genéticamente superiores.

volver al inicio


Automatización Utilizando Semilla Sexual

La siembra de semilla sexual es factible utilizando sembradoras comerciales convencionales. Para la utilización de este método es imperativo calibrar la profundidad de siembra entre 1 y 1.5 cm, y en todo caso menor de 2 cm de profundidad; y la descarga de la semilla de manera tal que permita un distanciamiento entre plantas de 0.25 m y entre hileras de 1.0 m. Con estos parámetros es posible establecer una población aproximada a las 40.000 p/ha, para lo cual se requieren entre 4 y 5 kg de semilla (Ecotipo Elite), dependiendo del ecotipo y de la precisión de la sembradora. Esta práctica requiere el uso de laboreo mecánico. La siembra de 1 ha la pueden establecer 2 personas empleando el equipo necesario durante 1.5 horas. Solo por concepto de semilla el costo de establecimiento de una ha equivale aproximadamente a Bs. 130.000, considerando precios internacionales de la semilla en 1998.
El problema fundamental de la propagación sexual, además de la carencia de una oferta semillera de Ecotipos superiores, es la gran variabilidad que presenta la sobrevivencia, la cual está influenciada grandemente por el ambiente y cuyos valores esperados están entre el 31 y el 90%.
En forma general podemos esperar la mejor sobrevivencia: sembrando semilla fresca o bien almacenada, con temperatura y humedad controlada, y mejor dentro del primer año de ser cosechada; inoculadas con Rhizobium antes de la siembra, la cual se hará a profundidades calibradas entre 1 y 1.5 cm, y en todo caso no mayor de 2 cm; sobre suelos labrados, fertilizando con dosis de 50 kg de fósforo y 50 kg de Potasio por ha; con distanciamientos entre plantas mínimos de 25 cm y entre hileras mínimos de 50 cm; asegurando que las condiciones ambientales ofrezcan en la primera fase del desarrollo suficiente humedad así como un control temprano de las malezas. Nunca se debe utilizar fertilizantes nitrogenados, úrea, fórmulas completas, nitratos, amonios, etc.
El tiempo necesario para obtener la primera cosecha varía respecto al piso altitudinal. Utilizando el Ecotipo Elite, en zonas con alturas inferiores a 150 metros sobre el nivel del mar (msnm) puede esperarse cosechar plantas de 2 metros de altura a los 90 días después de la siembra; a 450 msnm la misma altura se alcanza a los 180 días. Desde el punto de vista agronómico, la semilla sexual reviste la garantía para la expansión racional del cultivo. Asociaciones de pequeños y medianos productores pecuarios podrían considerar el uso de sembradoras manuales o de tracción animal. Para la utilización de sembradoras convencionales se requiere de una buena preparación de suelos.
El próximo paso para obtener los mejores resultados en la siembra de semilla sexual es lograr la automatización con labranza mínima, para lo cual se requiere de una maquinaria especializada.
Las Figuras 1 y 2 muestran dos aspectos de la siembra directa con semilla sexual: en la primera un campo propagado con espacios entre hileras de 50 cm, para permitir un espaciado entre plantas de 25 cm. En la segunda, la plantación con altura de corte igual a dos metros, la cual se alcanza a los 90 días cuando se siembra por debajo de los 150 msnm.

(haga click en las imágenes para agrandarlas)

Fig. 1.
Fig. 1.
Fig. 2.
Fig. 2.

volver al inicio


Automatización de Semillas Vegetativas

Las limitaciones en la disponibilidad de la semilla sexual ha incidido en el mejoramiento de la propagación del material vegetativo.
Las prácticas de automatización se han dirigido en dos sentidos: propagación de estacas largas, mayores de 40 cm y propagación de estacas cortas, estacas con longitudes iguales o menores de 20 cm.

volver al inicio


Estacas Largas

Los mejores resultados obtenidos en la propagación de estacas largas consisten en la semiautomatización de la siembra, disponiendo consecutivamente estacas largas de hasta 6 m de longitud y diámetros variables, en surcos hechos sobre terreno labrado a punto de siembra, tal como se muestra en la Fig. 3.

(haga click en la imagen para agrandarla)

Fig. 3.
Fig. 3.

La mejor respuesta se obtuvo tapando con tierra los extremos de las estacas así como segmentos sobre la misma que dejaran descubiertos tramos de 0.30 m; con esta modalidad los primeros rebrotes asomaron a los 10 días. También se obtuvieron buenos resultados tapando totalmente las estacas con aproximadamente 2 cm de tierra. De ésta segunda forma la emergencia de las yemas tardó unos 20 días más que las primeras.
La mayor ventaja de la siembra de estacas largas es la disminución de los requerimientos de tiempo y esfuerzo de labor para el establecimiento de una hectárea, lo cual puede hacerse con el trabajo de 12 jornales en 1.5 días útiles de labor.
Dentro de las desventajas evidenciadas están: el costo de los fletes y la complicación de acarrear grandes volúmenes de material vegetativo, la siembra de una ha requiere unos 7 m3 de estacas de diámetro pequeño. Este volumen se incrementa con el grosor de las estacas. Aspectos del acarreo de volúmenes se presentan en las Fig. 4 y 5.

(haga click en las imágenes para agrandarlas)

Fig. 4.
Fig. 4.
Fig. 5.
Fig. 5.

Otras desventajas lo constituyen la dificultad de controlar las malezas mecánicamente, derivado de la desuniformidad en las hileras ocasionada por la forma irregular de las estacas grandes. El control de malezas temprano es indispensable y la plantación debe mantenerse limpia en los primeros 60 días transcurridos desde la germinación. Igualmente es desventajoso la dominancia apical de los rebrotes de varios tallos sobre la capacidad de anclaje de las raíces de la misma estaca, lo que induce un vuelco de las plantas; la extensión del tiempo hasta lograr la primera cosecha que está por el orden de los 180 días cuando se realizan la siembra a alturas inferiores a los 150 msnm, y el poco control que se tiene sobre la densidad de siembra.
Estacas largas de 40 a 50 cm de longitud tienen buena capacidad de germinación cuando tienen diámetros superiores a 2.5 cm.

volver al inicio


Estacas Cortas

La perspectiva de automatizar totalmente la siembra del material vegetativo ha permitido lograr avances en este método de propagación.
Resultados preliminares permitieron concluir que: es mas importante considerar el diámetro de las estacas que su longitud. Diferentes ensayos y comprobación de campo demostraron que la longitud ideal es de 10 cm. Con esta longitud, cuando el diámetro está en el rango entre 4.6 y 5.5 cm el porcentaje de germinación es de 75%. Con diámetros entre 5 y 6 cm, el porcentaje de germinación es del 90% y con diámetros mayores de 6.1 cm la germinación es del 100%. El número mayor de rebrotes y alturas de las plántulas se obtiene con los mayores diámetros.
La siembra automatizada se logró utilizando el prototipo de sembradora de yuca de la UCV (Fig. 6.), la cual presentó la limitación inicial de restringir la siembra de estacas de 10 cm con diámetros inferiores a 5.8 cm; diámetros inferiores a lo idealmente recomendado.

(haga click en la imagen para agrandarla)

Fig. 6.
Fig. 6.

Con la siembra comercial de 1 hectárea se establecieron parámetros para un rediseño del prototipo de la sembradora, con lo cual se ajusten los diámetros de estacas recomendados, la densidad de siembra en lo referente al espaciado entre plantas, lograr la siembra con labranza mínima y tapar la semilla automáticamente.
Las Fig. 7 y 8 muestran aspectos de la automatización de la siembra utilizando estacas cortas de 10 cm de longitud con diámetros inferiores a 5.8 cm, con lo cual se logró una germinación estimada del 70%, evaluada 30 días después de la siembra. En la Fig. 9 se muestra una plántula al momento de la evaluación. La mayoría de las estacas cubiertas con tierra presentan buen estado de desarrollo de los rebrotes, las parcialmente descubiertas presentan yemas apenas rebrotando, y las destapadas se presentan desecadas y muertas.

(haga click en las imágenes para agrandarlas)

Fig. 7.
Fig. 7.
Fig. 8.
Fig. 8.
Fig. 9.
Fig. 9.

Las estimaciones para el establecimiento de una hectárea prevén los requerimientos de unos 6.000 kg de estacas repicadas para obtener una densidad cercana a las 40.000 plantas, el empleo de 6 personas para la recolección, acarreo y repicado de las estacas, y al momento de la siembra, 4 horas de labor útil de 4 personas. El costo estimado por concepto de semilla vegetativa está por el orden de los Bs. 104.000.
Para la automatización de la siembra del material vegetativo se requiere de una maquinaria especializada, que en estos momentos está en proceso de rediseño.

volver al inicio